CCOO alerta de que en enero crece la siniestralidad un 46% respecto al mismo mes del año pasado

  • Este mes los accidentes en jornada que se han registrado son 714, cuando en enero de 2017 fueron 224 menos.
  • CCOO denuncia que la siniestralidad laboral en Navarra no deja de crecer.
  • El sindicato pide al Gobierno de Navarra que convoque cuanto antes la mesa de salud laboral del plan de empleo.

13/02/2018.
Salud laboral

Salud laboral

CCOO viene alertando del incremento de la siniestralidad laboral en los últimos años. En concreto y comparando el mes de enero de 2017 y enero del 2018 la siniestralidad se ha incrementado un 46%. En numeros absolutos, en enero de 2017 hubo 54 accidentes de trabajo in itinere y 490 en jornada, mientras que en enero de 2018 hubo 79 accidentes in itinere y 714 en jornada.

Este aumento consolida la tendencia al alza de la siniestralidad y demuestra el deterioro del sistema preventivo laboral en los últimos años. Este aumento además no se explica por el incremento de la población ocupada, porque está ha aumentado un 3%. Hay más accidentes porque el tema no está en entre las prioridades de las empresas y las instituciones.

En opinión de CCOO, la creciente precariedad laboral fruto de las últimas reformas laborales y el abandono de las políticas preventivas tanto por las empresas como por parte de la administración pública son los factores que están detrás del crecimiento de la siniestralidad. Tal y como viene advirtiendo CCOO, los recortes presupuestarios en un tema tan sensible como la prevención de riesgos laborales pueden ocasionar un importante retroceso en la lucha contra la siniestralidad laboral, tal y como vienen reflejando las últimas estadísticas.

Para CCOO estos datos deben provocar una profuda reflexión por parte de instituciones y empresas, ya que la tendencia al alza de los accidente laborales va a más. Esta cuestión debería entrar en las prioridades de la agenda política.

Ante la gravedad de los datos de accidentes de trabajo y su negativa evolución en Navarra, CCOO exige a las empresas un cumplimiento real y efectivo de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y que no relajen las inversiones y los medios en prevención. Para el sindicato la crisis ha servido para que muchas empresas hagan caso omiso de la Ley.

El sindicato pide al Gobierno de Navarra que convoque de urgencia la mesa del diálogo social relativa a la salud laboral y la prevención de riesgos laborales para negociar, con los agentes implicados (representantes de las empresas y sindicatos), un plan para combatir la siniestralidad laboral y que permita revertir estas cifras y mejorar las condiciones de trabajo, en las empresas y por ende la salud de la población trabajadora.

Para CCOO es inadmisible que después de todos los esfuerzos que históricamente se han realizado en materia de prevención de riesgos laborales y que situaron a Navarra entre las comunidades en mejor situación, ahora, la siniestralidad laboral no deja de crecer. Está sucediendo lo que ya advertimos cuando se hicieron públicos los recortes: una relajación en la cultura preventiva y en la inversión en salud laboral puede provocar un incremento de los accidentes de trabajo.

La Ley de Prevención de Riesgos Laborales sigue siendo un instrumento útil, pero se necesita un impulso para revertir el deterioro de la salud laboral que sufrimos en los últimos años. Es imprescindible recuperar la iniciativa pública y recuperar el diálogo social para frenar esta lacra. En opinión de CCOO urge revertir los recortes y reformular las políticas de prevención de riesgos laborales. Apelamos a la responsabilidad del Ejecutivo con el fin de que impulse actuaciones en este sentido, con el fin de erradicar la lacra de los accidentes, intensificando los recursos del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra e impulsando visitas a centros de trabajo, desarrollando campañas de concienciación y difusión de la cultura preventiva con el fin de reducir este grave problema que atañe a la sociedad.

A juicio de CCOO, sigue siendo fundamental recuperar la figura del delegado territorial de prevención, para permitir que pymes y micropymes tengan una persona representante en este tema.

En materia de salud laboral, el éxito depende de la participación real y efectiva de todos los actores implicados en la prevención, y en especial de los interlocutores sociales, ya que existe una relación directa entre el grado de implicación de los empresarios y trabajadores y de los niveles de seguridad y salud en las empresas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.