CCOO denuncia la situación que atraviesa el servicio de bomberos en Navarra y su personal

    CCOO hace un duro balance del servicio con motivo de la celebración hoy del patrón de los bomberos, y denuncia la falta de voluntad de la dirección para negociar y solucionar los problemas que están deteriorando el servicio y las condiciones de trabajo de la plantilla.

    08/03/2019.
    Bomberos

    Bomberos

    Hoy, 8 de marzo, con motivo del Patrón de los Bomberos, CCOO quiere denunciar la nula disposición de la Dirección General de Interior, y en particular la dirección de bomberos, para solucionar los problemas que están arruinando este servicio y las condiciones de trabajo en que se encuentran sus trabajadores y trabajadoras.

    Lejos de celebrar este día, la sección sindical de CCOO denuncia que el servicio de bomberos de Navarra se está deteriorando cada día, con la consiguiente pérdida de calidad del servicio y descontento por parte de la plantilla. Éstos son algunos de los problemas que denuncia el sindicato:

    1. OPE insuficiente. La Consejería se comprometió, firmando un acuerdo de plantilla con la parte sindical, a crear 100 nuevas plazas de bomberos durante la legislatura, pero no lo va a cumplir. 30 plazas le vinieron convocadas de la anterior legislatura, y comenzaron a trabajar en 2017; en 2018 solamente se incorporaron 15; y se espera que 17 comiencen a trabajar en 2020. La creación del Grupo de Rescate Técnico (GRT) ha generado un déficit de 11 plazas, que unido a las 38 que faltaban de esa promesa, suman 49 plazas que se deberían convocar antes del final de la legislatura.

    2. Horas extras. Actualmente se hacen horas extras diariamente, al margen de las intervenciones. Desde que se ha puesto en marcha la constitución del GRT, el déficit de plantilla se ha agravado notablemente y esta dirección no ha encontrado recursos para solucionarlo. Lo ha intentado rebajando los mínimos de servicio y recurriendo a las horas extras, lo cual no es una solución. Horas extras que durante dos años no han podido ser retribuidas como el resto de funcionarios, y cuando sí han accedido a pagarlas, no se pagan como salario de bombero sino mucho menor.

    3. Salud laboral. La dirección del servicio se ha despreocupado totalmente de la seguridad y salud de sus trabajadores. En la actualidad estamos trabajando, en muchos casos, con equipos contaminados. No tenemos un protocolo de descontaminación de nuestros trajes y cada trabajador lo limpia a su manera. El órgano vigilante de la seguridad, que es el Comité de Seguridad y Salud, se ha reunido cuatro veces en esta legislatura, cuando debería haberlo hecho 14 veces según la ley.

    4. Servicios mínimos. Esta dirección, para salvar el déficit de plantilla que acarrea por no cumplir con la OPE prometida, ha decidido de forma unilateral rebajar los servicios mínimos. Algunos días hemos estado trabajando menos bomberos que un día de huelga, con lo que esto supone de riesgo para la población y para los propios trabajadores.

    5. Servicio de ambulancia. Se ha dinamitado el servicio de ambulancias. No han sabido resolver el problema de las acreditaciones profesionales, generando trabajadores de dos categorías. CCOO exige igualdad para todos los trabajadores.

    6. Descontento generalizado. En los últimos meses, diversos colectivos del servicio como sargentos, cabos, médicos de UVI móvil, bomberos de Navascués, personal de BRIF, etc, han denunciado su situación laboral, planteando a la dirección que escuche sus demandas y aporte soluciones.

    7. Incumplimiento de Decreto Foral 51/2016. Esta dirección llega hasta el punto de incumplir sus propias leyes. CCOO hemos pedido explicaciones sobre este tema al servicio, a la Dirección General de Interior y a Función Pública, y el silencio ha sido la respuesta. Hemos tenido que recurrir al Defensor del Pueblo, solicitando amparo.

    8. Segunda actividad. A finales del 2018, después de un largo periodo de negociaciones, la mayoría de la parte social y la dirección conseguimos acordar un Reglamento de Segunda Actividad para los bomberos que por motivos de edad o enfermedad no pueden permanecer en el operativo. A día de hoy, la dirección no ejecuta este reglamento y no adjudica los destinos definitivos de todo este personal.

    9. Movilidad. La movilidad es una herramienta a disposición de la dirección para poder trasladar, a su criterio, a cualquier trabajador de un parque a otro. Esta herramienta lleva funcionando varios años y todos los sindicatos hemos denunciado lo peligroso de esta acción, por el desconocimiento que supone para el bombero trasladado de la zona de intervención, los vehículos y materiales utilizados o los protocolos del nuevo parque, con lo que todo esto supone de pérdida de seguridad.

    10. Vehículos. Un pilar fundamental del servicio es su parque móvil. En la actualidad en Navarra está muy envejecido. Como consecuencia, los gastos de mantenimiento se han disparado en los últimos años y se están ocasionando muchísimos contratiempos en el trabajo diario.

    Desde CCOO hemos puesto sobre la mesa propuestas para solucionar todos estos temas, y hemos sido ignorados: “No se puede gestionar un servicio de esta entidad por decreto y de forma unilateral. Por eso, exigimos a la dirección que se preste a escuchar a la plantilla y a negociar con los sindicatos que los representan para lograr la resolución de los problemas y carencias que amenazan la prestación del servicio de bomberos”.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.